tecnica-webster

Hoy vamos a explicar uno de los beneficios que ofrece la quiropráctica durante el embarazo.

Cuando el útero se expande para acomodar al bebé, causa desalineaciones en la columna y la pelvis al tirar y empujar en estas áreas.
Con un vientre en crecimiento, nuestros cuerpos compensan esto y proporcionan cambios posturales para movernos de manera segura a través de la gravedad que causan estrés en la espalda baja y los músculos adyacentes. Cuando la relaxina circula por el cuerpo, crea aún más inestabilidad en la columna y en la pelvis.

Existe una técnica quiropráctica específica llamada técnica Webster que tiene como objetivo crear equilibrio dentro de la pelvis al permitir que los ligamentos, músculos y huesos estés estables y funcionen correctamente.
Al proporcionar a la mamá equilibrio en la pelvis y funcionamiento en el sistema nervioso, esto a su vez permitirá que el bebé tenga la cantidad máxima de espacio para crecer, desarrollarse y favorecer una posición fetal óptima.

¡Advertencia!: Algunos efectos secundarios que puede notar después del cuidado quiropráctico centrado en el sistema nervioso durante el embarazo son:

Disminución de las molestias causas por los dolores del embarazo.

Disminución de las náuseas..

Mejora del sueño y la energía en general.

Una mejor conexión mente-cuerpo con el bebé.

Un parto más fácil.

A continuación dejamos un vídeo de nuestra quiropráctica, Soraya Delgado, hablando sobre la técnica Webster.

Soraya Delgado

Soraya Delgado

Quiropráctica en Mediterráneo Quiropráctica.

¿Te ha resultado útil?

gif-compartir
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter